Inicio

Historia

Bodegas

Restaurantes

Columnas

Consultas

AÑO XV - NUMERO 42


AÑO XV - NUMERO 42

(01.11.15)


Hola mis queridos Wine Lovers:


 

 

 

¡¡¡ All Blacks !!!

Se consagraron Campeones Mundiales de Rugby por tercera vez

(Las fotos de los rugbiers son para las damas)

Richie McCaw, Capitán

 

 

 

 


 

 

 

 

Dan Carter, Apertura.

 

 

 

 


Los Pumas obtuvieron un más que destacado 4to. puesto, a la altura del 5to. logrado en 1999 y del 3ro. conseguido en 2007.

Nicolás Sanchez, apertura, se consagró goleador del torneo con 97 tantos, repitiendo el éxito de Gonzalo Quesada en 1999.

VINOS

 

La Bodega Domaine Bousquet, nació en 1997 cuando Jean Bousquet adquirió 240 hectáreas de tierra en Tupungato y Maipú (Mendoza), para iniciar la producción de vinos orgánicos. Obtuvo su primera cosecha en 2002. Actualmente, la bodega es dirigida por sus hijos Anne y Guillaume Bousquet y por Labid Ameri (esposo de la primera). La enología está a cargo de Leny Martínez y Paul Hobbs, el reconocido Flying Winemaker norteamericano, es el wine consultant.
Cuentan con tres fincas: En Gualtallary y Zampal (Tupungato - Valle de Uco), a 1200 metros de altura y en Maipú a 800 metros. Sus líneas de vinos son: Ameri, Gaia, Grande Reserve, Reserva, Varietales Premium, Espumante Tradicional y Espumante Charmat.

Recientemente he probado Gaia Red Blend 2013, elaborado con uvas orgánicas 50 % Malbec, 45 % Syrah y 5 % Cabernet Sauvignon, provenientes de los viñedos de Gualtallary, con una crianza en roble francés de 10 meses. Tiene una presentación llamativa, se muestra en la copa con un color púrpura y exhibe buenas piernas. En nariz ofrece aromas a frutas rojas y negras, como ciruela, frambuesa, grosella y mora, algo de especias y notas de vainilla, más un dejo floral. En boca tiene un ataque dulzón que continua en todo su recorrido, en el que hace sentir una buena estructura y taninos redondos y suaves, con buena presencia de alcohol (14.5°), pero agradable (pH 3.7), y con un final amable que deja conforme a quien lo toma. En el orden de los $ 220, puede decirse que es un buen vino, aunque quizás con un año en botella mejore notablemente.

De esta bodega siempre recuerdo con particular agrado el Domaine Bousquet, Grande Reserve, Chardonnay, Cosecha 2012 que tomé un par de veces y que me gustó mucho. Es un chardonnay que pasa -todo el vino- diez meses en roble francés, con una buena intensidad aromática que incluye notas de frutas tropicales, manzana verde y pera con toques florales y dejos de vainilla y coco; para brindar en boca un buen cuerpo, con una sensación untuosa, mantecosa, amaderada (como dice la bodega), con un final largo, sabroso y acaramelado. Espléndido.


Unos días atrás probé el Crios Rosé of Malbec, Cosecha 2014 que elabora la distinguida Winemaker Susana Balbo en su emprendimiento denominado Dominio del Plata, que -como alguna vez les conté- forma parte de una línea de vinos jóvenes, así designada en honora a sus hijos Ana y José Lovaglio.
Es un clásico vino de verano, que se elabora con uvas del Valle de Uco, que tiene una simpática presentación y que en la copa se muestra con un color rojo cereza, con aromas a ciruelas, cerezas, frambuesas y frutillas, con un dejo especiado. En boca tiene buena acidez, que le da frescura, buen cuerpo (14,5°), y agradable en todo momento.
Reitero, un vino ideal, para acompañar las comidas del verano, que viene marchando rápidamente (Aprox. $ 100/110).

 

 

En orden a los vinos del verano y para desvirtuar (nuevamente), las atentas críticas que señalar que siempre hablo de vinos caros, hoy les comento que en los pasados días de calor que tomado dos vinos blancos, más que agradables y con excelente relación precios calidad.

Por un lado el Cruz Alta, Chardonnay, Cosecha 2014, de la Bodega La Rural, que es un vino que se elabora con uvas de Tupungato, a partir de viñedos de 15 años y cuyo 30 % pasa por fermentación maloláctica y cinco meses en roble francés. Tiene una elegante presentación, y se muestra con un color amarillo medianamente intenso, con algunos tonos verdosos. En nariz se aprecian aromas a frutas de pulpa blanca (durazno, ananá, pera), con un ligero dejo de vainilla y alguna nota mineral. En boca, es fresco aunque también se le percibe una suave untuosidad, sobre todo al correr hacia su final, lo que lo hace muy agradable. En el orden de los $ 55/60, es excelente.

 

 

 

Por otro lado, el DiamAndina, Chardonnay, Cosecha 2013, que es un vino elaborado por la Bodega DiamAndes, del Grupo Clos de los Siete, cuyos viñedos y bodegas están en el Valle de Uco, en Vista Flores. Tiene una presentación muy llamativa y en copa un color amarillo intenso, para ofrecer en nariz aromas a durazno blanco, pera, mango y un dejo de vainilla. En boca tiene un ataque fresco pero en seguida se nota su buen cuerpo (14.5°), y la complejidad y untuosidad que se obtiene de la fermentación en barrica y de su ligero contacto con roble, dejando la sensación clara de un vino  sabroso, intenso, completo y muy agradable. En el orden de los $ 65/68, es un vino excelente.
Obtuvo 91 puntos en la calificación de James Suckling.

 

BODEGAS LOPEZ

 

Bodegas López es un emprendimiento vitivinícola fundado en 1898, por José López Rivas (fallecido en 1948), a quien siguió José Federico López que había nacido en el año de fundación del emprendimiento y que lo condujo hasta 1994, tomando la posta Carlos Federico López, Presidente de la empresa y su hermana Marta vicepresidenta, con quienes colaboran intensamente en las tareas de conducción los hijos de Carlos Federico: Carlos Alberto Laurenz y Eduardo López Laurenz.
Tras 117 años la firma se mantiene vigente, tanto en lo comercial, produciendo y vendiendo más de veinticinco millones de botellas de vino al año, cuanto en la aprobación del público que sigue eligiendo sus vinos, gracias a la constancia, seriedad y perseverancia, en el marco de un estilo, precisamente el llamado “Estilo López”, tantas veces destacado, por críticos, comerciantes y consumidores.

 


Unos días atrás asistí a la 8va. Degustación Anual de la bodega llamada “Estilo López de Punta a Punta” en la que se pudieron probar todos los productos de la Bodega, incluyendo, vinos blancos, tintos, espumosos, jerez y aceite de oliva. Como otras veces se abrió al público el depósito y se instalaron varias estaciones en la que se podían probar todos los productos, salvo los de más alta gama (la imagen de arriba en la que me acompaña Carlos López Laurenz, está tomada en ese lugar).
Allí probé el López Sauvignon Blanc, que es muy, pero muy bueno y con el que quedé encantado el día que almorcé en la bodega con Gustavo Bauco, cuñado de Carlos. El otro que tomé fue el Casona López Semillón, también muy bueno.


Carlos y Eduardo dieron un charla en el Salón (lo que antes hacía Miguel Brascó y después Federico Portelli). Allí mientras se iban acercando los asistentes, se podía degustar los vinos más destacados: 
Montchenot Gran Reserva 15 años Cosecha 2000, Montchenot Gran Reserva 20 años Cosecha 1995, Montchenot 115 años Cosecha 1988,
Montchenot 100 años Cosecha 1975 y el
Federico López Cosecha 2000.

 

 

 

 

 

Merece destacarse que los Montchenot, elaborados siempre de la misma manera, pasan unos cuantos años en toneles de gran tamaño y se componen de malbec, merlot y cabernet sauvignon con mayor proporción de éste último.



  

 

 

 

  

El Federico López, que fue el que más me gustó, se elabora con merlot y cabernet sauvignon, con  predominio de éste.

 

 

 

 

 

 

En definitiva un excelente reunión que me permitió chalar largamente con Carlos López y un poco también con Eduardo, además de saludar a un montón de amigos, como Máximo González que nos acompaña en la foto.

 

 

  

 

Las excelentes imágenes son de:
Roberto Orue
Fotógrafo
Producciones  en  Eventos  Corporativos y Productos
155 144-7378 -  4544-4313   This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.

NOVEDADES



Como ya les conté, Bodega Goyenechea fue fundada en 1868 por los hermanos Santiago y Narciso Goyenechea en Villa Atuel, al sur de la provincia de Mendoza. Hacia 1965 ingresó la cuarta generación familiar y la actividad se volcó exclusivamente al vino fino.
Hoy, la cuarta y quinta generación trabajan en conjunto con la misma dedicación y compromiso que sus antepasados, haciendo de Goyenechea una verdadera empresa familiar, con una producción diversificada, de valor agregado y llevada a cabo en instalaciones modernas.

 

 


 

El pasado 21 de octubre tuvo oportunidad de asistir a la degustación abierta de todas las líneas que la centenaria marca de San Rafael realiza cada año. El evento se realizó en Mundo Nuevo Gallery Art, un coqueto y elegante lugar de barrio norte y mientras se degustaban los vinos se podía disfrutar del exquisito servicio de catering de Jota & Ese.

 

 

 

 


Estaban presentes, entre otros, Alberto Goyenechea (en la imagen), miembro activo de la cuarta generación, con el que tuve una larga charla y con quien siempre es muy agradable conversar; y en una de las charlas llegaron su hija y su nieta, tan amables como el abuelo. Matías Goyenechea (5ta. generación), a quien conocí en mi visita a la bodega, Sebastián Goyenechea (otro miembro de la 5ta. generación), a quien veo más seguido porque trabaja en Buenos Aires.

 

Se podían degustar el 135 Aniversario, Lorenza (un excelente Bonarda), 5ta. Generación, Centenario, Euforia (joven y fresco blend de tintos), Varietales y Espumante, y también algunas etiquetas de antaño que ya no se consiguen en el mercado, como el 135 Aniversario 2009 (espléndido), el 5ta Generación Cabernet Sauvignon 2005, o las añadas 1992, 1988 y 1987 de Syrah.


 

En definitiva, una excelente reunión que permitió encontrar a muchos amigos (Pietro Sorba, Diego Migliaro, Daniel Rosa, Panchi Barreiro, entre otros), y disfrutar de la atención y cordialidad de Natalia Y Pauline, de la Consultora STG (en la imagen con Sebastián Goyenechea), y gozar de muy buenos vinos y un excelente catering.

 

  

 

CORREO DE LECTORES


Una amiga, instructora de buceo, apuntó:
“Linda Carter!!!! Mi heroína total !!! La Mujer Maravilla !!! Era buceadora sabías? Me refiero a la mujer maravilla...”
¡¡¡ Qué cara de susto !!!

Una colega a la que le dicen Wonder, me contó:
“Nooo me muero mi ídola de la infancia !!! Gracias por recordar su fina belleza!!!”
Ahora está madurita.

Otra lectora admitió:
“Y dale con las minas … pero esta vez está bien, quien no disfrutó los capítulos de La Mujer Maravilla ?”
Y Buck Rogers ???

Un asiduo visitante de esta sección, dijo:
“Otra bella dama. Quien no habrá soñado ser atrapado por su lazo? Hablando de vinos este fin de semana le toco a un Uxmal Sauvignon blank 2014. Me agradó. Tambien he agragado 2 vinos en mi bodega un Desierto 25 Cabernet Franc 2014 y un Malbec 2014 de Bodega Alfredo Roca recomendados por el que me atendió un una pequeña vinoteca de mi barrio. Ya veremos. Abrazo y buena semana.
Para los que apreciamos la silueta femenina Elizabeth Hurley. Otra dama a la que el paso del tiempo le hace bien. Protagonista de varias películas como Pasajero 57, Austin Powers, y Al diablo con el diablo. Si mi memoria no me falla Wonder Woman viajaba en un avión invisible y tenía un lazo para atrapar a los malos. Era una de las series que veía, como también El Hombre Nuclear, La Mujer Biónica, Ladrón sin Destino, Los Vengadores, Columbo, Dos Tipos Audaces, Los Angeles de Charlie, Kojak, etc.”
Que lindos recuerdos. Stephanie Powers, Faraw Fawcett, Diana Rigg, Lindsay Wagner … de los hombres no me acuerdo.

Un viejo amigo, señaló:
“Te lo anticipé verdad?, para las "doñas", la envidia es su mejor reacción, ante la aparición de bellas damas, aunque sean mayores …, poneles una imagen de Bela Lugosi, en" Frankenstein".... (permitido calificarme de machista).”
Y si … aunque no lo permitiera, lo calificarían de machista de todos modos.

Una amiga, me dijo:
“No es la primera vez que … mencionás, en boca un ataque amable, no entiendo que quiere decir, imaginate si no entiendo lo de las piernas. Muy buena esta Columna, y por supuesto fiel a tu estilo, entretenida y educadora.”
Las piernas o lágrimas del vino son las gotas que caen suavemente por la copa (o copón), cuando se agita el vino o cuando se vuelva a la posición vertical luego de beber un sorbo. Indican su corpulencia, estructura y su contenido de alcohol (que dejará una sensación dulce), y glicerina (untuosidad).
Lo de ataque amable quiere decir que en su entrada en boca no es ácido, astringente, muy alcohólico, etc., sino más bien dulzón (no dulce), agradable, con taninos suaves. Hay vinos que, aunque muy buenos, tienen una entrada muy gruesa, corpulenta, tánica.

Un amigo restauranteur, apuntó:
“Gracias Alejo!!!! Sigo sin tomar alcohol, ayer fueron 33 días … la nota sobre el whisky fue muy fuerte para mi…espero no entrar en la página de esta gente tan linda!!!”
Treinta y tres días … ¡¡¡ qué aguante !!!

 

 

Hasta la semana próxima, mientras tanto les deseo
que tomen buenos vinos, después del cierre del comicio.

--- Alejo ---
“el añejo”

Anteriores

2017

2016

2015